lunes, 6 de junio de 2011

Tsukioka Yoshitoshi, el don Ukiyo-e

Yoshitoshi





2 comentarios:

Teresa Costa-Gramunt dijo...

Imatges per contemplar i meditar...
Japó misteriós.

Isabel Romana dijo...

¿Se miran? El silencio y la lentitud son para mi lo más misterioso de las culturas orientales. Un abrazo, querida amiga.